Actualidad

Interior delega en los vigilantes privados que no haya aglomeraciones en el transporte

  •  Millones de empleados de sectores no esenciales volverán a trabajar este lunes y Sanidad pide a los ciudadanos que guarden al menos un metro de separación dentro de metros, trenes y autobuses, tarea que confía a las empresas de seguridad privada.

Aunque el Gobierno asegura que España no se encuentra en una «fase de desescalada», millones de españoles empleados en sectores no esenciales y sin la opción de teletrabajar deberán volver a sus puestos de trabajo este lunes. Interior asumirá el reparto de hasta 10 millones de mascarillas higiénicas en estaciones de transporte público para tratar de neutralizar un posible repunte de contagios, y recomienda mantener una distancia de al menos un metro dentro de los autobuses y de los vagones de tren y metro.

Ese trabajo, según oficio de la Dirección General de la Policía al que ha tenido acceso El Independiente, quedará delegado en los vigilantes de las empresas de seguridad privada. «Los vigilantes de seguridad velarán por la distribución y separación conveniente entre los viajeros en los accesos, andenes e interior de los medios de transporte referidos», reza el escrito remitido a la Comisaría General de Seguridad Ciudadana y a las Jefaturas Superiores de Policía.

El oficio de la Dirección General reconoce que se debe orientar la actuación de las fuerzas de seguridad a «evitar aglomeraciones en las estaciones de trenes y terminales de autobuses, esencialmente en las de cercanías de trayectos interurbanos», así como «asegurar el adecuado flujo de viajeros tanto en los andenes como en los vagones y autobuses».

En los primeros días tras la entrada en vigor del estado de alarma, las aglomeraciones puntuales que se produjeron en puntos de la red ferroviaria como la estación de Atocha generaron indignación entre los trabajadores que seguían utilizando los medios de transporte público.

En la mayoría de los casos, estas aglomeraciones puntuales se debieron a averías en las líneas que provocaron una reducción de los servicios. En los transportes que operaron con normalidad no se registraron incidencias y tanto el Gobierno como la Comunidad de Madrid y el Ayuntamiento denunciaron la distribución de imágenes falsas o que no correspondían con la fecha actual.

Agradecimiento Policía Nacional

 

En la comparecencia de ayer sobre el refuerzo de la frecuencia de los transportes para evitar aglomeraciones y el aumento de vigilantes de seguridad privada para velar por el mantenimiento de las distancias mínimas entre los viajeros el transporte público, en coordinación con la Policía Nacional, María Pilar Allué, comisaria principal y jefa de personal de la Policía Nacional destaca el sector de la seguridad privada: “su participación hoy ha sido esencial, así como protección civil y los trabajadores de Adif o Renfe”. Además de mencionar que la Policía Nacional ha intensificado los canales de comunicación con las empresas de seguridad privada, especialmente a través del programa Red Azul, a efectos de reforzar los servicios y, en el caso de ser necesario, poner en marcha de forma ágil los procedimientos y las medidas de colaboración necesarias.

Fuente: El Independiente

Fuente vídeo: TeleMadrid