Actualidad

Austria se opone al plan de la UE de limitar los pagos en efectivo a 10.000 euros

Austria reforzó el jueves su posición como uno de los países más amigos del dinero en efectivo de Europa, al declararse contraria a un plan de la Comisión Europea para limitar los pagos en efectivo a 10.000 euros (11.800 dólares).

El dinero en efectivo es a veces un tema de debate político en Austria, donde el Partido de la Libertad (FPO), de extrema derecha, lleva mucho tiempo pidiendo que se inscriba en la Constitución el derecho a utilizarlo. Muchos restaurantes y bares siguen sin aceptar pagos con tarjeta.

En tiempos de crisis, como el inicio de la pandemia de coronavirus, los austriacos también han recurrido al anticuado acopio de efectivo. En marzo del año pasado sacaron del cajero más de 4.000 millones de euros en billetes que guardaron en casa o en cajas fuertes de bancos, según el banco central de Austria.

«Hay un claro sí de Austria a la lucha contra el blanqueo de dinero y la financiación del terrorismo, y un no igualmente claro a los ataques al dinero en efectivo», dijo en un comunicado el ministro conservador de Finanzas, Gernot Bluemel, quien añadió que sólo en Chipre y Alemania se realizan más pagos en efectivo que en Austria.

Es «una ilusión» pensar que restringir los pagos en efectivo reducirá la actividad delictiva, dijo Bluemel. Añadió, sin dar más detalles, que la regulación de las criptomonedas es más importante.

Fuente: Investing.com